El final del verano llegó: ¿es el momento para un tratamiento de depilación láser?

FacebookTwitterLinkedInGoogle+WhatsAppEmail
Clínica Demela Depilación médica laser alejandrita valencia

Con la llegada de septiembre y los nuevos propósitos, ¿qué tal si nos marcamos como uno de nuestros objetivos cuidarnos por dentro y por fuera? El otoño es una época de ‘puesta a punto’ y, si estás pensando en someterte a un tratamiento de depilación láser es, sin duda, el mejor momento, ya que cuanto antes empieces, más sesiones de depilación podrás someterte y mejores serán los resultados para el próximo verano. Tras los baños de sol que hemos podido disfrutar en verano y con los que hemos conseguido un bonito bronceado, debemos preparar nuestra piel para las próximas sesiones de depilación láser alejandrita.

 

En primer lugar, es fundamental rebajar la intensidad del bronceado antes de someternos a una sesión. La razón: con la piel más blanca, los resultados son mejores y las sesiones más seguras y eficaces. El láser Alejandrita funciona mejor sobre el folículo piloso cuanto más claro sea el tono de la piel. Además, existe un riesgo menor, ya que la piel bronceada supone un cúmulo extra de melanina que en el momento de disparar el láser lo atrae aumentando las posibilidades de producir quemaduras.

 

Realizar la sesión aunque la piel no tenga el tono adecuado es posible bajando considerablemente la intensidad del láser con lo que no se quema la piel, pero tampoco el pelo. Lo recomendado es que, al menos 15 días antes de la sesión no tomes el sol y utilices protección antes de salir a la calle. De todas maneras, nuestro equipo médico siempre valora el estado de la piel de los pacientes y, si no es el adecuado, retrasamos la sesión para poder asegurar unos resultados óptimos.

 

Si la zona que quieres depilar aún tiene un aspecto bronceado, desde Clínica Demela te aconsejamos que esperes unas semanas a que baje la intensidad y vuelva a su color natural y aproveches este tiempo para cuidar tu piel.

 

Tips para una depilación post-estival

 

  • Elimina las células muertas de tu piel con una exfoliación natural con una mezcla de jabón y sal ( o azúcar) que, además de limpiar tu piel, facilitará que pierdas un poco de bronceado sin alterar el PH de la piel ni producir alteraciones como dermatitis atópica que se pueden producir con exfoliantes químicos (además de ser más económico).
  •  

  • Utiliza en tu higiene diaria productos suaves con la piel y que contengan componentes nutrientes e hidratantes no químicos.
  •  

  • Hidrata la piel con cremas o lociones que contengan vitaminas, aceites, regenerantes y otros principios calmantes y regeneradores. Este paso es muy importante tanto antes como después de la sesión de depilación, ya que el láser Alejandrita deja la piel tersa, suave y rejuvenecida por el efecto que produce sobre el colágeno, pero no sustituye a los cuidados básicos diarios.
  •  

  • Tienes unos meses por delante antes de volver a ‘descubrir’ tu piel el próximo verano. Aprovéchalos para conseguir una piel suave, cuidada y sin vello de forma permanente. En Clínica Demela te asesoramos para que, de la mano de nuestro equipo profesional sanitario, obtengas los resultados esperados de forma segura y real.
  • También te pueden interesar

    Comentarios

    Escribe un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.